Podcast 56 | Cómo acelerar tus resultados

Estoy muy contento porque aparte de que te tengo en este podcast, también ya está en preventa mi séptimo libro: “Cómo influir contando historias: Ocho trucos brutales para entrar en la mente de las personas”. Ya lo puedes obtener en preventa en Amazon. Así que date una vuelta por favor.

Hablando precisamente de libros, hace algún tiempo tomé un entrenamiento con un gran entrenador llamado Migue Gómez. Quien tuve la oportunidad de entablar una relación bastante buena y somos amigos.

En una de las pláticas filosóficas que tuvimos con Migue, me hizo una pregunta que cambió mi perspectiva de la vida. Estamos hablando de escribir y de cuánto me gusta a mí, escribir libros. De repente me preguntó: ¿Cuántos libros estaba vendiendo?  Le expliqué un poco la dinámica. Luego me pidió que le comentara cómo yo, podría ganar un millón de dólares al año vendiendo mis libros. Te confieso que me tomó por sorpresa. La verdad es que no había pensado en esa cifra. No había pensado en ese nivel.

Tenía claro cuánto podía estar ganando y cuánto deseaba o a cuánto aspiraba; pero hasta que me cuestionó por qué no un millón al año, y de dólares. No lo había pensado. Esa noche ya no dormí igual. Debo confesarte que mi cabeza empezó a girar a un ritmo muy distinto, para poder encontrar estrategias que me permitieran llegar a esas cifras.

No soy el único al que le ocurre esto. Muchas veces nuestra mentalidad nos está limitando. No nos deja ver más allá de lo que podemos ver. Suena redundante pero es cierto. No puedes ver más de lo que no puedes ver.

Es cómico y a la vez puede ser alarmante. Dentro de tus habilidades y tus características o el nicho del mercado dónde te encuentras, quizás tengas posibilidades de crecer mucho más. Si te dedicas a trabajar dentro de una corporación cómo ejecutivo, las miras para que llegues a ser el director nacional, pueden ser muchas. Tal vez alguna parte de tu mente no ha visto la posibilidad. Tu creencia podría ser de que lo puedes lograr, aun así no lo has pensado.

La única barrera que existía entre ganar un millón de dólares al año y ganar diez mil dólares al año vendiendo libros, era la idea de que lo podía hacer. A partir de ese momento, empecé a construir estrategias para que me lleven a ello. Todavía no llego, pero estoy estructurando las cosas para que así sea.

Migue no es el único que habla sobre cómo incrementar tus números y crecer más rápido. Grant Cardone, tiene una regla que se conoce cómo la regla “10X”. Se refiere a multiplicar por diez todo aquello que quieras. En mis primeros acercamientos a esta regla, sentí como que Grant era un poco obstinado o quizás demasiado exagerado en lo que estaba mencionando. Así que me di la tarea de estudiar un poco su trabajo. Sobre todo su mentalidad, su filosofía. Me llevé una grata sorpresa. Creo que la manera en la que argumenta “10X” es bastante buena. Es algo a lo que podemos aspirar.

Pensar en diez meses más lo que estoy haciendo puede significar un reto, pero solamente cuando lo haces la primera vez. Luego te vas habituando y es cada vez más sencillo. La solución sería pensar en lo que quieras lograr. Luego lo multipliques por diez. También vas a necesitar de un coach o un mentor, para que lleve tu mente a los lugares donde no llegas solo. Al igual para dar seguimiento y hagas las cosas. Somos condescendientes con nosotros mismos. Si no tienes al lado un aliado que te esté empujando, que te ayude a lograr una meta todavía más grande, es probable que tú solo no lo hagas.

En el documental “El último baile” de Netflix, dónde hablan de la vida de Michael Jordan, hay un parte dónde él dice que “no podía conformarse con encestar ocho puntos en cada partido, eso no llamaría la atención de los patrocinadores, no lo proyectaría cómo una figura pública y no lo haría ganar un torneo”. Tenía claro lo que quería hacer.

Otro ejemplo es Michael Phelps, que no se conformó simplemente con ir y ganar una medalla de oro. Fue y conquistó cuantas medallas quiso. Tiene el record de medallas olímpicas en el mundo. Ahora podrás decirme: “Bueno, es que son casos excepcionales, son gente que tiene un talento nato, que hizo algo en específico.” Sin embargo, también lo vemos con gente que te puedes encontrar en el centro comercial.

Uno de ellos es Migue Gómez,  que empezó teniendo grupos de 15, 20 personas. Antes de la pandemia tenía un grupo casi de 1000 personas. Lo que hace la diferencia es la proyección y la mentalidad de: “quiero hacer más”, “quiero diez veces más”. También yo soy un ejemplo de ello. Soy autor de siete libros. Los escribí en tres años. No me iba a conformar con ser autor de un solo libro y ya. Yo quería destacar cómo autor. Sé que no lo voy a hacer si solo escribo un libro y después me relajo toda la vida. Quizás ese libro tenga la posibilidad de ser un libro triunfador sin hacer nada más. Esa no es el tipo de carrera que yo quiero construir. También el empresario de quién te hablé en el episodio pasado, Jorge, en plena Pandemia facturó en mes y medio lo que esperaba facturar durante todo el año.

Otro ejemplo es una amiga llamada Carla. Es empresaria. En la industria en la que se mueve, todas las empresas están cerradas. Ella está facturando casi un millón de pesos al día. Es impresionante. Se trata de que hagas diez veces más.

Ahora, querido amante de la persuasión, piensa por un momento: ¿qué te gustaría lograr? Pon en tu cabeza una meta. ¡Vamos! Pon en tu cabeza una meta. Multiplícala por diez, diez veces más y piensa: ¿cómo vas a conseguir esa meta multiplicada por diez?, ¿cómo vas a hacer que sea realidad? ¡Apuntale! Sin miedo, ¡vamos!

Querido amante de la persuasión, si te ha gustado este episodio, por favor, por favor, compártelo en tus redes sociales. Date una vuelta por mi página www.arielortuño.com. Date una vuelta por Amazon dónde está en preventa mi libro: “Cómo influir en las personas contando historias: 8 técnicas brutales para entrar en la mente de las personas.” Y también mi libro “22 Trucos psicológicos para aumentar tu liderazgo”.

Nos vemos pronto, nos escuchamos pronto y recuerda… ¡estás a una frase de inspirar al mundo!

Publicado en Liderazgo y Persuasión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *